14 Sur » Raúl Camargo, director FICValdivia:
Redes sociales 14 Sur

Raúl Camargo, director FICValdivia:

Publicado el 17 Nov 2014

RaulEl director del certamen cinéfilo de la ciudad dice que para los próximos años busca llegar a un público más transversal, quiere que no solo los amantes del cine disfruten de un evento que ya lleva más de 20 años en la retina valdiviana.

En junio de este año, Raúl Camargo fue designado Director del Festival Internacional de Cine de Valdivia. Si bien no era un extraño para el evento, ya que se desempeñaba como programador y delegado artístico del mismo, el nombramiento planteaba nuevos desafíos para alguien que por años ha estado ligado al desarrollo del cine nacional.

-¿Cómo fue la experiencia de dirigir tu primer FICValdivia?

Estoy muy feliz. Fueron días intensos. Cuando era delegado artístico tenía mas contacto con las salas, las presentaciones y el público. También era un trabajo intenso pero era más en terreno. En la dirección hay otro tipo de lógica que se agrega y tiene que ver con realizar entrevistas, preocuparse de los invitados y autoridades. Es un trabajo bien placentero y exige estar despierto en un festival donde se duerme poco

-Durante la inauguración del FICValdivia 2014 se mencionó la importancia de trabajar en una constante creación de audiencias al alero del festival. ¿Por qué esto es tan importante?

Esto tiene que ver con que el cine es una manifestación artística y por ende no solo existe con una tradición narrativa comercial de género, de películas donde uno sabe que esperar con la tensión dramática. Hay otro tipo de manifestaciones del cine que van por otro camino más contemporáneo, más actual, que están en comunicación con la poesía y la pintura. Es el cine que nosotros defendemos independiente de que tengamos películas para todos los gustos. Entonces, la única forma en que ese cine sea apreciado, que sea demandado y que la gente quiera verlo, es haciendo un trabajo de base, porque uno no saca nada con estar una semana dando películas “raras” finalmente si no hay una contextualización de dónde vienen, por qué son y cuáles son sus nexos.

-Entonces, podemos decir que lo que tú quieres lograr es que la gente vea más allá de la rareza de la película…

Claro y que quieran ver más. Esto es como el chiste del MoMa (Museo de Arte Moderno de Nueva York). El museo tiene un buzón de sugerencias y puede sornar a chiste aunque en parte es verdad, pero había gente que escribía en estos papelitos: “No entiendo por qué me trajeron a un museo y no vi ningún dinosaurio ¿Qué es esto?”. Entonces uno podría decir: “No entiendo por qué fui a un festival de cine y no vi disparos ni bombas. No vi películas”. Pero hay que decir esto también es cine. Es un cine distinto, un cine que ha sido invisibilizado y que por ende defendemos aunque nos encanten las películas de género también

-Y es un cine igual de incomprendido que las obras que hay en el Moma como lo son esos típicos cuadros blancos que pocos comprenden…

Aunque nosotros no nos vamos tanto a ese extremo. Tenemos la sección Nuevos Caminos que es la ventana experimental del Festival con películas más cercanas al arte. El público sabe que a veces esas películas pueden ser sin sonido, o con una imagen que salta. Lo importante es que la necesidad de tener conciencia sobre las distintas manifestaciones del cine, por eso nosotros queremos abordar un trabajo sistemático y profundo de su enseñanza y que para el espectador sea gratuito.

Audiencias Infantiles

Hace cuatro años, nació FICVIN, ventana que busca llegar a niños y niñas con películas infantiles realizadas por creadores latinoamericanos. Su pauta busca llenar el vacío que hay en relación al material audiovisual existente para una audiencia más joven.

Durante los últimos años, la ventana infantil del Festival también ha ido cobrando importancia ¿Planean trabajar con la creación de audiencias infantiles?

Buscamos crear audiencias para niños con películas que son solo latinoamericanas, pero también buscamos que ellos hagan películas y que los adultos hagan películas para niños. No hay una gran cantidad de material audiovisual para niños y hay muy poco material hecho por niños. Una forma de incentivar esto es tener una competencia y una muestra oficial, la que se llena de gente todos los años y donde se hace un trabajo importante de base. Eso corresponde a la visión a largo plazo del festival pero que tiene hechos concretos en el hoy.

¿Cómo ha sido la respuesta de los niños y sus familias?

Es algo muy bonito ver que se produce una sinergia. Hay muchos niños que nunca han ido al cine y es difícil no emocionarse y decir “esto igual sirve de algo”, obviamente sin creerse el mejor del cuento, pero sabiendo que sí se puede aportar.

¿Por qué es tan importante para el FICValdivia incluir a los niños en el festival de cine?

Hay películas hechas para ellos y merecen un lugar, además ellos son los primeros espectadores, donde se puede hacer un trabajo más certero, más direccionado, justamente porque se están iniciando en la concepción audiovisual. En base a eso estamos tratando de hacer un trabajo cariñoso, responsable y serio para que en el futuro se generen audiencias nuevas para un cine distinto.

Por Michelle Carpentier

About the Author